Climatización y aislamiento térmico, las reformas top del otoño

A pesar de que el 90% de las obras e instalaciones que se realizan en el hogar se llevan a cabo durante los meses más cálidos del año, la climatización y aislamiento térmico continúan siendo las reformas top del otoño.

No nos acordamos de Santa Bárbara hasta que truena” y dejamos este tipo de instalaciones tan necesarias para última hora.

Cuando llega el frío y caen las primeras lluvias, nos damos cuenta de que las puertas y ventanas de nuestro hogar no disponen del aislamiento térmico adecuado, el sistema de calefacción no es eficiente o está anticuado.

Por qué planificar una reforma con tiempo

Adelantarse al otoño y programar este tipo de reformas es una de las medidas que los expertos recomiendan plantearse en estas fechas. Hacerlo en los meses previos, no sólo supondrá un importante ahorro en la compra de materiales, como radiadores o calderas de calefacción, sino que te permitirá disponer de un hogar más confortable para cuando llegue el invierno.

Planificar una reforma a tiempo y estar preparados, además, te permitirá encontrar especialistas en tu zona más fácilmente, comparar presupuestos y obtener las máximas garantías de que la obra terminará justo a tiempo.

Cambiar las puertas y ventanas para evitar corrientes de aire supone, también, realizar otro tipo de trabajos para poner a punto tu hogar. Desde pintar las paredes o volver a empapelar la habitación, hasta el lijado de suelos y colocación de rodapiés.

Por otro lado, realizar una instalación de calefacción desde cero conlleva una obra mucho más compleja que requiere realizar obras en todas las habitaciones de la vivienda, un inconveniente cuando el frío ya está aquí.

Es mucho más sencillo programar los trabajos a realizar y evitar que el toro nos pille desprevenidos.

Ahorro económico, principal ventaja de la reforma

Disponer de una vivienda con calefacción y accesos aislados térmicamente, no sólo es un plus en confort, sino que también revalorizará la vivienda reformada. A la hora de vender o alquilar un inmueble, las propiedades que incorporan sistemas eficientes de calefacción verán aumentados sus beneficios, hasta tal punto de recuperar la inversión realizada fácilmente.

Y es que, lo que realmente preocupa a los inquilinos y que hace especialmente relevante a la reforma en climatización, es el ahorro energético. Menos consumo de combustible o luz que se verá reflejados en las facturas mes a mes, lo que nos permite ahorrar hasta un 40% más en calefacción. ¿No es para pensárselo y disfrutar cuanto antes de sus ventajas?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *